agent007
¡Ha entrado! Vea su reciente actividad o visite su perfil y tablero
Información de la cuenta
Tablero
March for Babies Dashboard

  • agent007
  • Preferencias
  • Mensajes
  • Favoritos

Cuidado prenatal

Ultrasonido

El ultrasonido (también llamado sonograma) es una prueba prenatal que se le ofrece a la mayoría de las embarazadas. Utiliza ondas sonoras para mostrar una imagen de su bebé en el útero (matriz). Le permite a su profesional de la salud controlar la salud y el desarrollo de su bebé.

El ultrasonido puede ser una parte especial de su embarazo porque ¡es la primera vez que “verá” a su bebé! Dependiendo de cuándo se haga y de la posición de su bebé, es posible que pueda verle las manos, las piernas y otras partes del cuerpo. Quizás pueda averiguar si es un niño o una niña, así que no olvide decirle al profesional si usted no desea saber el sexo de su bebé.

A la mayoría de las mujeres se les hace un ultrasonido entre las 18 y 20 semanas de embarazo. Es posible que se le haga el ultrasonido del primer trimestre (llamado ultrasonido temprano) para confirmar el embarazo (chequear que esté embarazada) y averiguar la fecha prevista de parto.

¿Cuáles son algunas de las razones para hacerse un ultrasonido?

Su profesional de la salud utiliza el ultrasonido para controlar la salud y el desarrollo de su bebé, y para ayudar a calcular la fecha prevista de parto. El ultrasonido comprueba varias cosas, por ejemplo:

• La edad y el crecimiento de su bebé. Esto ayuda a su profesional a calcular la fecha prevista de parto.

• El ritmo cardíaco, el tono muscular y el movimiento de su bebé

• El desarrollo general de su bebé

• Embarazo múltiple (gemelos, trillizos o más)

• Defectos de nacimiento, como espina bífida o síndrome de Down

• Complicaciones del embarazo, incluidos aborto espontáneo y embarazo ectópico

¿Hay diferentes tipos de ultrasonido?

Sí. El tipo de ultrasonido que se le haga dependerá de lo que desea chequear su profesional de la salud y de cuántas semanas de embarazo tiene usted. Todos los ultrasonidos usan un dispositivo llamado “transductor” que emite ondas sonoras para crear imágenes de su bebé en una computadora.

Los tipos más comunes de ultrasonido son:

  • Ultrasonido transabdominal. Cuando escucha hablar del ultrasonido durante el embarazo, lo más probable es que sea este tipo de ultrasonido. El profesional de la salud mueve el transductor por su abdomen. Para lograr una mejor imagen, le cubre el abdomen con una capa delgada de gel. Eso ayuda a las ondas sonoras a moverse con más facilidad. El ultrasonido dura unos 20 minutos. Es posible que deba tener la vejiga llena durante la prueba. Esto impide que las bolsas de aire en la vejiga afecten la imagen. El ultrasonido es indoloro, pero puede resultar incómodo tener la vejiga llena.
  • Ultrasonido transvaginal. Este tipo de ultrasonido se hace en la vagina (canal de parto). También dura unos 20 minutos. Para esta prueba, debe tener la vejiga vacía o parcialmente llena. Es indoloro, pero puede sentir cierta presión del transductor.

En casos especiales, el profesional puede conseguir más información con otros tipos de ultrasonido como:

  • Ultrasonido Doppler. Se utiliza para chequear el flujo de sangre del bebé si no está creciendo normalmente.
  • Ultrasonido 3-D. El ultrasonido tridimensional toma miles de imágenes al mismo tiempo. Crea una imagen tridimensional (3-D) que es casi tan clara como una fotografía.
  • Ultrasonido 4-D. Es similar al ultrasonido 3-D, pero también muestra los movimientos de su bebé.

¿Tiene riesgos el ultrasonido?

El ultrasonido es seguro para usted y su bebé cuando lo hace su profesional de la salud. Como el ultrasonido usa ondas sonoras en lugar de radiación, es más seguro que los rayos X. Los profesionales han utilizado el ultrasonido por más de 30 años, y no han encontrado riesgos peligrosos.

Si su embarazo es sano, el ultrasonido es útil para descartar problemas, pero no tan bueno para encontrarlos. Es posible que no detecte algunos defectos de nacimiento. A veces, el ultrasonido de rutina puede sugerir que hay un defecto de nacimiento cuando en realidad no lo hay. Aunque las pruebas de seguimiento suelen confirmar que el bebé es sano, esas falsas alarmas son motivo de preocupación para los padres.

Quizás conozca algunos lugares, como tiendas en los centros comerciales, que no están dirigidas por médicos ni otros profesionales médicos, que ofrecen imágenes o videos de ultrasonido “de recuerdo” en 3-D o 4-D para los padres. La Asociación Americana de Obstetras y Ginecólogos, la Administración de Drogas y Alimentos y el Instituto Americano de Ultrasonido en la Medicina no recomiendan esos ultrasonidos que no son médicos. Las personas que los hacen pueden no tener la capacitación médica y es posible que le den información errónea o incluso perjudicial.

¿Qué sucede después de un ultrasonido?

Para la mayoría de las mujeres, el ultrasonido muestra que el bebé está creciendo normalmente. Si su ultrasonido es normal, simplemente procure no faltar a sus visitas prenatales.

Algunas veces, el ultrasonido podrá mostrar que usted y su bebé necesitan atención especial. Por ejemplo, si el ultrasonido muestra que su bebé tiene un problema del corazón, quizás se lo pueda tratar en útero antes del nacimiento. Si el ultrasonido muestra ciertos defectos de nacimiento o que su bebé tiene presentación de nalgas (con los pies hacia abajo en lugar de tener la cabeza hacia abajo), quizás necesite una cesárea.

Sea lo que el ultrasonido muestre, hable con su profesional sobre la mejor atención para usted y su bebé.

Junio de 2012